IONTOFORESIS EN FISIOTERAPIA

Otras corrientes para iontoforesis


Para practicar iontoforesis no es necesario utilizar siempre la corriente galvánica; pueden emplearse otras corrientes con fuerte componente galvánico y además incluyen estímulo sensitivo para actual a modo de electro - analgesia.

  APLICAR ESTA TÉCNICA CON MODERADOS CUIDADOS DADO EL RIESGO DE QUEMADURAS EN LOS PACIENTES.
 
Si una corriente que procede del grupo de las interrumpidas galvánicas, posee un determinado componente galvánico y esta circunstancia puede provocar quemaduras en los pacientes sino se aplican considerando dicho componente galvánico (CG). Ver en www.electroteterapia.com TIPOS DE CORRIENTES

Supongamos una corriente con pulsos cuadrangulares de igual duración que los reposos (no importa la frecuencia). Ello significa que la corriente estará trabajando tanto como descansando, luego, su eficacia será del 50 %

Pulsada al 50%

Esta corriente también reduce el riesgo de quemadura a la mitad que la galvánica pura y sin ambas indican la misma intensidad, por lo que su intensidad puede elevarse al doble. Por otra parte, esta corriente genera un estímulo sensitivo muy distinto a la sensación de la galvánica, ańadiendo así un nuevo efecto terapéutico (ahora sí importa la frecuencia).

Dado que ésta y otras corrientes ofrecen ciertas ventajas sobre la galvánica pura (al 100 %), tienden a usarse cada vez más para practicar iontoforesis y ańadir un estímulo sensitivo semejante al efecto de electroanalgesia neurálgica. Para conseguir dicho estímulo sensitivo, la corriente debe poseer una frecuencia que oscile entre 80 y 150 Hz.

En los estimuladores estandarizados podemos diseńar las corrientes que creamos oportunas para darles más o menos componente galvánico y mayor o menor poder sensitivo.

Otra corriente muy utilizada y que consigue resultados excelentes es la de Trabert (2-5), también denominada con ultraexcitante (UR). Esta posee un 28,5 % de componente galvánico con un fuerte efecto sensitivo de 143 Hz.


Trabert

Así mismo, del grupo de las diadinámicas pueden aplicarse para iontoforesis con buenos resultados.  La difásica fija (DF) con el 66 % de componente galvánico y la monofásica fija (MF) con el 33 % de componente galvánico. Mejor no usar las otras del grupo aunque solamente sea por evitarse complicaciones y riesgos con los cálculos en la dosificación.

La primera (DF) pierde poder sensitivo pero lo gana en efecto galvánico para favorecer la iontoforesis. La segunda (MF) aumenta en estímulo sensitivo pero pierde en efecto galvánico.

Todas estas corrientes deben considerarse como arriesgadas por su poder de quemadura electrolítica si no se manejan con las debidas precauciones y límites de intensidad, teniendo en cuenta que la intensidad de su componente galvánico (expresado en tanto por ciento) no debe superar la dosis o densidad de energía de 0,1 mA/cm2, aunque nos encontraremos recomendaciones de 0.15 y de 0.2 mAcm2.

Para calcular las intensidades de seguridad o máxima en aplicaiones de interrumpidas galvánicas, podemos hacerlo con esta calculadora:

Introducir cambios en las casillas con doble marco para ver los diferentes resultados.

Dado que FLASH no se reproduce en iPad ni en iPhone, se recomienda usar en estos casos alguna aplicación como PUFFIN FREE.

 

 

En este caso, los cálculos se hacer previamente a la aplicación de la técnica para averiguar todas sus propiedades y límites de intensidad; pero, en otras ocasiones, ya estamos aplicando la sesión y deseamos saber si la intensidad aplicada supera la intensidad de seguridad. para ello se suele aplicar otra metodología de cáculo basada en la fórmula de la intensidad eficaz o potencia eficaz:

Intensidad eficaz = Intensidad de pico * T de pulso * Frecuencia * 1 (un segundo). El tiempo de pulso debe ir en segundos .

Ver DOSIFICACIÓN en www.electroterapia.com o en el libro ELECTROTERAPIA EN FISIOTERAPIA donde, lógicamente, se profundiza más en estos temas. 

Uno de los efectos fundamentales de las corrientes con componente galvánica, se basa en cambiar las proporciones iónicas en el medio extracelular e influir en los niveles de polarización de membrana, así como su facilidad o dificultar para provocar la despolarización (potencial de acción) o repolarización. En el siguiente vídeo se puede entender esta influencia en la bomba de Na - Ka.  

Vídeo sobre la bomba de sodio potasio (Na - Ka)



©Aviso legal Nota al público general.-- Las técnicas de electroterapia no consisten en aplicarse un aparato “que alivia o elimina los dolores” y aplicárselo sin más. O usar un potenciador muscular que publicita “menganito de tal” y . . . ¡a ponerse fuertes!. Estas técnicas requieren de una base de conocimientos que el profesional conoce para ajustar los parámetros, situar los electrodos, dosificar correctamente e indicar la metodología de tratamiento.